LA MAGIA DE UN MOMENTO

Muchas veces al acercarse una fecha importante no sabemos qué hacer para que esa ocasión sea inolvidable, gastamos tiempo, dinero y esfuerzo y sin embargo cuando llega el momento estamos más ocupados atendiendo a nuestros invitados que disfrutando a nuestros seres queridos, deleitando el menú o simplemente el estar a gusto un momento, olvidándonos de la cotidianidad del “día día”.

Lo que a veces no pasa por nuestra mente es dejar en manos de alguien más el llevar a cabo todo esto y de esta manera poder ser parte de la celebración del gran día, hay personas dedicadas a hacer de ese día algo grandioso e inolvidable dejando a un lado la preocupación de que nuestros invitados sean atendidos de una manera excelente y a la altura.  Ya sea nuestra graduación, boda, XV años, la fiesta de fin de año de nuestro trabajo, un cumpleaños, aniversario, o solo la alegría de reunirnos disfrutando una rica parrillada o taquiza, un desayuno o lo que se nos ocurra.

Siempre está la opción de dejarnos consentir, es importante tener en mente con anticipación que es lo queremos y cuanto pensamos gastar en ello y así poder acercarnos para revisar las propuestas que tienen para nosotros, siempre llevando en mente lo importante que es, la magia de un momento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *